Skip to main content
Skip to content

Julio 2023 / INVESTMENT INSIGHTS

Las cuatro fases del rendimiento del Tesoro estadounidense en un ciclo de endurecimiento de la Fed

Los gestores de carteras colaboran para ayudar a determinar el posicionamiento en duración

Una de las principales cuestiones que se plantean los gestores de renta fija a finales de julio es cuándo adoptar una posición larga estratégica en duración estadounidense. Este posicionamiento en EE. UU. podría reportar importantes beneficios en términos de rentabilidad si los tipos revierten en parte su larga y pronunciada subida, ya que la Reserva Federal lleva aumentando los tipos de interés desde  
marzo de 2022.  

Sin embargo, el carry negativo que impone la curva de tipos invertida del Tesoro de EE. UU. hace que incrementar la duración estadounidense antes de tiempo penalice. Con el rendimiento del bono del Tesoro estadounidense a 10 años en torno a 100 puntos básicos (pb) menos que el bono a 2 años a finales de julio, una posición larga en el segmento a 10 años implica un fuerte sacrificio de rendimiento si los bonos del Tesoro estadounidense a más largo plazo no suben para compensar el carry negativo. De hecho, la simple tenencia de equivalentes a efectivo, como letras del Tesoro estadounidense a 3 meses, ofrecería un rendimiento mucho mayor que los bonos del Tesoro a más largo plazo. 

Nuestro análisis del rendimiento del bono del Tesoro estadounidense a 10 años en anteriores ciclos de endurecimiento de la Fed desde principios de los años 80, dirigido por el gestor de cartera Saurabh Sud, muestra que habitualmente hubo tres fases distintas de movimiento del rendimiento, seguidas de una cuarta fase en que este cayó. Estas fases variaron en cierta medida dependiendo de las medidas de la Fed y de otros aspectos del entorno de mercado, pero no se detectaron en todos los ciclos de endurecimiento. 

Fases de los rendimientos del Tesoro estadounidense en los ciclos de endurecimiento históricos:

1. Fuerte tendencia al alza del rendimiento mientras la Fed endurece su política monetaria 

2. Larga consolidación lateral del rendimiento mientras el mercado trata de determinar el nivel del tipo terminal de ese ciclo 

3. Movimiento final «explosivo» al alza del rendimiento en torno a la última subida de la Fed 

4. Fuerte disminución de los rendimientos 

¿La subida del rendimiento del Tesoro estadounidense a 10 años por encima del 4% a principios de julio, seguida de un rápido descenso, representa la tercera fase? Solo el tiempo dirá si el rendimiento supera su reciente máximo del 4,25% en octubre de 2022, pero algunos gestores de cartera podrían haberlo interpretado como una señal para apostar por la larga duración, al prever la transición a la fase cuatro. 

En toda la plataforma de renta fija de T. Rowe Price, los gestores de carteras y los analistas colaboran intensamente, buscando mejores decisiones de inversión al tener en cuenta las opiniones de sus compañeros e incorporarlas a sus propias perspectivas. Sin embargo, T. Rowe Price no tiene una «visión de la compañía», sino que los gestores de carteras tienen libertad para posicionar sus estrategias de acuerdo con sus mandatos y perspectivas. Algunos de nuestros gestores han adoptado posiciones estratégicas divergentes en duración estadounidense. 

 

Motivos para el optimismo 

Aunque se muestra prudente sobre el posicionamiento del Tesoro estadounidense a corto plazo, el gestor de carteras de renta fija de EE. UU. Steve Bartolini interpreta el aumento de los rendimientos a principios de julio como una posible tercera fase, que daría lugar a una ruptura importante hacia tipos más bajos en la cuarta fase. Por consiguiente, se muestra favorable a la duración de la deuda estadounidense a medio y largo plazo. Bajo su punto de vista, la combinación de ralentización del crecimiento estadounidense, menor inflación y una política monetaria restrictiva de la Fed conducirá a unos rendimientos más bajos y a una curva más pronunciada a finales de 2023. 

Motivos para el pesimismo 

Por otro lado, Ken Orchard, gestor de carteras de renta fija global, considera que el repunte del rendimiento del Tesoro estadounidense a 10 años a principios de julio es parte de una larga tercera fase de movimientos de los rendimientos, y no de una subida rápido que dé paso a la cuarta fase. No ve en el horizonte a medio plazo ningún factor que provoque una recesión en EE. UU., como un aumento de los precios de la energía. En consecuencia, prevé mayores rendimientos de los bonos del Tesoro estadounidense y sus carteras tienen una posición más corta que el índice de referencia en duración estadounidense.  

Nuestros otros gestores de carteras de renta fija pueden tener diferentes perspectivas estratégicas y tácticas combinadas sobre la duración estadounidense. También pueden optar por emplear herramientas distintas de la duración pura y simple, como posiciones en divisas o exposición a deuda pública de otros países, para plasmar esas perspectivas en sus estrategias.  

Creemos que el intercambio de puntos de vista en toda la plataforma de renta fija puede dar lugar decisiones de inversión con mayor fundamento, que en última instancia dependen de cada gestor de carteras. Esto supone un punto fuerte de la gestión activa de carteras de renta fija: la capacidad de un gestor de carteras de colaborar con otros expertos para adaptarse a entornos de mercado cambiantes y posicionar sus estrategias como corresponda. 

Información importante

Este material se proporciona únicamente a efectos informativos generales y/o de marketing. El material no constituye ni conlleva compromiso alguno de prestar asesoramiento de ninguna clase, incluido asesoramiento de inversión fiduciaria, ni tiene por objeto servir de base principal para una decisión de inversión. Se recomienda a los inversores potenciales que obtengan asesoramiento independiente de índole jurídica, financiera y fiscal antes de tomar cualquier decisión de invertir. El grupo de sociedades de T. Rowe Price, incluidas T. Rowe Price Associates, Inc. y/o sus filiales, reciben ingresos de los productos y servicios de inversión de T. Rowe Price. La rentabilidad pasada no es un indicador fiable de rendimiento futuro. El valor de una inversión y los ingresos que de ella se derivan pueden aumentar o disminuir. Los inversores podrían recuperar un importe inferior al invertido.

El material no constituye una distribución, oferta, invitación, recomendación o incitación general o personal para vender o comprar valores en cualquier jurisdicción o para llevar a cabo cualquier actividad de inversión particular. El material no ha sido revisado por ningún organismo regulador en ninguna jurisdicción.

La información y las opiniones aquí presentadas han sido obtenidas o derivadas de fuentes que se consideran fiables y actuales; ahora bien, no podemos garantizar la exactitud ni la exhaustividad de las fuentes. No existe garantía de cumplimiento de ninguna de las predicciones realizadas. Las opiniones incluidas en el presente documento corresponden a la fecha indicada en el mismo y pueden variar sin previo aviso; dichas opiniones pueden diferir de las de otras sociedades y/o socios del grupo T. Rowe Price. El material no podrá ser copiado ni redistribuido, total o parcialmente, bajo ninguna circunstancia, sin la autorización de T. Rowe Price.

El material no está destinado a ser utilizado por personas de jurisdicciones que prohíben o restringen la distribución del mismo y, en ciertos países, el material se proporcionará unicamente tras la previa solicitud específica del material.

No está destinado para su distribución a inversores minoristas en ninguna jurisdicción.

Artículo anterior

Julio 2023 / INVESTMENT INSIGHTS

Ir más allá en busca de impacto
Siguiente artículo

Agosto 2023 / INVESTMENT INSIGHTS

Comprar y adaptar: la nueva generación de carteras de compra y mantenimiento
202307-3025489

Junio 2023 / INVESTMENT INSIGHTS

Cuatro temas que determinan el comportamiento del high yield global

Cuatro temas que determinan el comportamiento del high yield global

Cuatro temas que determinan el comportamiento...

Oportunidades para generar valor en un entorno de volatilidad

Por Michael Della Vedova

Michael Della Vedova Co‑portfolio Manager, Global High Income Bond Strategy