Skip to main content

Enero 2023 / INVESTMENT INSIGHTS

Inversión de impacto: Preguntas y respuestas con Hari Balkrishna

Hari Balkrishna explica por qué los mercados de renta variable son fundamentales para cumplir los objetivos medioambientales y sociales

Hari Balkrishna nos habló recientemente de la estrategia Global Impact Equity, de por qué los mercados de renta variable cotizada son fundamentales para cumplir los objetivos medioambientales y sociales, con la vista puesta en 2023 y explicándonos por qué cree que la estrategia puede cumplir su doble mandato de generar impacto y rendimiento financiero.

¿Es la inversión de impacto realmente relevante en los mercados de renta variable cotizada, y hay que sacrificar la rentabilidad financiera para lograrlo?

En mi opinión, hay tres razones principales por las que podemos generar impacto mediante la inversión en renta variable cotizada, pese a que los puristas sostienen que el impacto se adecua más a la inversión privada. Alcanzar verdaderamente el objetivo de cero emisiones netas y otros objetivos de sostenibilidad será sumamente difícil sin la participación de los mercados de valores de renta variable cotizada. Actualmente existe un déficit de financiación de aproximadamente 3,7 billones de dólares1 para cumplir los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas de aquí al año 2030. Suplir ese déficit no es posible solo con las actuaciones de los gobiernos y la filantropía.

La segunda razón, que es mucho más positiva, es que cuando observo el conjunto de oportunidades a escala global, estoy verdaderamente entusiasmado con el crecimiento de las actividades orientadas al impacto, en las que existe un vínculo claro entre la rentabilidad financiera y el impacto positivo en el mundo real. Esto tiene un enorme potencial desde el punto de vista de la generación de alfa. Aunque empezamos nuestro análisis con un análisis de impacto y una tesis de impacto clara, cada acción que consideramos para la propiedad debe tener el potencial de rendimientos financieros significativos. En su forma más simple, se nos exige que integremos plenamente cómo y en qué medida nuestras empresas del sector salud están mejorando los resultados de los pacientes (tesis de impacto), estimando a la vez lo que esto significa para el crecimiento y el perfil de caja de cada empresa en propiedad (tesis financiera).

Por último, somos capaces de entender la necesidad de contribuir a la agenda de impacto a través de nuestras perspectivas de escala e impacto. El tamaño de T. Rowe Price tiende a proporcionarnos un buen acceso a los equipos directivos de las empresas, lo que nos permite no solo perfeccionar nuestra perspectiva, sino también forjar relaciones con los directivos y altos directivos para avanzar en el cambio.

¿Puede describir en qué se fija cuando piensa en el impacto potencial?

Como punto de partida, buscamos ajustar nuestras inversiones a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU. Tratamos de comprender dónde se ajustan las actividades corporativas para generar un potencial de impacto positivo, por ejemplo, en qué medida los ingresos de una empresa proceden de un aumento de la eficiencia energética, o hasta qué punto una empresa puede impulsar la inclusión financiera. Actualmente invertimos en una empresa que está aumentando la eficiencia energética visitando fábricas y tratando de encontrar oportunidades para cambiar los equipos antiguos por otros más eficientes desde el punto de vista energético. Aunque con frecuencia aplicamos mediciones de terceros para evaluar el impacto, esta empresa también ha desarrollado sus objetivos e informes para medir el impacto mediante la adopción de un objetivo prospectivo para las toneladas métricas de CO2 que quieren ahorrar para sus clientes. Se trata de un ejemplo real de una empresa que está cambiando y que, además, puede proporcionar rentabilidad financiera.

Desde el punto de vista de la equidad social, hemos invertido en varios bancos que creemos que pueden ampliar la inclusión financiera. En Brasil, hemos invertido en un banco digital que hace unos años solo tenía en torno a dos millones de clientes, pero que actualmente cuenta con casi 70 millones de ellos que se han incorporado realmente al sistema financiero brasileño. Esto puede tener un enorme impacto en las personas y la sociedad, ya sea mediante la obtención de financiación para comprar una moto que ayude a la movilidad, la inversión en una idea de negocio que cree empleo o la adquisición de una casa para vivir. Creemos firmemente que esta empresa tiene el potencial de transformar la vida de las personas al impulsar la inclusión financiera. Sin embargo, no se trata de impacto a cualquier precio. La empresa también tiene que ser atractiva desde el punto de vista de la rentabilidad financiera.

¿Puede hablarnos de su filosofía de inversión y de cómo espera generar alfa para sus clientes?

Nuestra opinión es que el mercado suele remunerar escasamente la durabilidad y persistencia del crecimiento de los beneficios y la caja. Buscamos una rentabilidad total anualizada mínima de dos dígitos para los accionistas durante un periodo de cinco años. En colaboración con nuestra plataforma de análisis global, tratamos de identificar valores en los que tengamos una visión significativa que difiera del consenso del mercado, pero en los que no paguemos de más por ese activo utilizando el ratio de precio-flujo de caja libre como principal pilar de valoración. Dada la presencia desigual de oportunidades de impacto en los distintos sectores, realizamos apuestas sectoriales significativas. Tenemos nula ponderación en sectores como la energía, los metales y la minería, así como en bancos de los mercados desarrollados. Para gestionar el riesgo, tenemos una posición de convicción en el sector industrial, que contribuye a aportar un cierto carácter cíclico. También esperamos tener una baja exposición a los bienes de consumo básico, puesto que muy pocas empresas del sector cumplen nuestros criterios de impacto. Compensamos ese riesgo con una mayor exposición al sector salud, lo que contribuye a dotar a la cartera de características defensivas en periodos de posible volatilidad.

En términos de generación de alfa, si nuestra tesis de impacto evoluciona según lo previsto, esperamos que la acción genere rentabilidades totales compuestas para el accionista a mayor ritmo que el mercado o el índice general. Aunque la volatilidad a corto plazo siempre es imprevisible, también esperamos beneficiarnos de las tendencias macroeconómicas sectoriales, como el aumento de los incentivos gubernamentales y de la inversión empresarial. Por ejemplo, en Estados Unidos hemos visto cómo las empresas se beneficiaban directamente de la Ley de reducción de la inflación, mientras que en Europa el pacto verde de la UE ha dado impulso a sectores concretos. Y lo que es más importante, esperamos que los cambios normativos y el deseo de los políticos de cumplir los objetivos ecológicos propicien impulso a determinadas áreas del mercado en el futuro.

De cara a 2023, ¿cuáles son las perspectivas de los mercados y cómo posicionará la estrategia para garantizar el cumplimiento de su doble mandato?

Estamos totalmente entusiasmados con la situación de valoraciones de cara a las incertidumbres de 2023. Hemos encontrado algunas oportunidades increíbles de impacto positivo y, si analizamos el potencial desde una perspectiva de varios años, estas empresas resultan muy atractivas.

A corto plazo, creemos que la agitación en los mercados va a continuar, ya que la inflación sigue siendo alta, pero esperamos que la inflación empiece a moderarse a medida que se normalice la oferta y la demanda. Sin embargo, sigo creyendo volver a una inflación del 2% va a llevar mucho tiempo, lo que indicaría que el tipo final de los fondos de la Fed probablemente se mantenga un poco más estable de lo que el mercado esperaría.

Nos centramos en valores idiosincrásicos que puedan generar un crecimiento de los beneficios de dos dígitos a un precio razonable, independientemente del entorno macroeconómico. En última instancia, invertimos en empresas que creemos que tienen un impacto medioambiental y social positivo, y que están «en el lado correcto del cambio» en cuanto a las perspectivas de crecimiento de los beneficios y los beneficios netos en la próxima década. Si somos capaces de elegir bien esos valores, creemos que con el tiempo podremos cumplir nuestro doble mandato de impacto y rentabilidad financiera.

Información importante

Este material se proporciona únicamente a efectos informativos generales y/o de marketing. El material no constituye ni conlleva compromiso alguno de prestar asesoramiento de ninguna clase, incluido asesoramiento de inversión fiduciaria, ni tiene por objeto servir de base principal para una decisión de inversión. Se recomienda a los inversores potenciales que obtengan asesoramiento independiente de índole jurídica, financiera y fiscal antes de tomar cualquier decisión de invertir. El grupo de sociedades de T. Rowe Price, incluidas T. Rowe Price Associates, Inc. y/o sus filiales, reciben ingresos de los productos y servicios de inversión de T. Rowe Price. La rentabilidad pasada no es un indicador fiable de rendimiento futuro. El valor de una inversión y los ingresos que de ella se derivan pueden aumentar o disminuir. Los inversores podrían recuperar un importe inferior al invertido.

El material no constituye una distribución, oferta, invitación, recomendación o incitación general o personal para vender o comprar valores en cualquier jurisdicción o para llevar a cabo cualquier actividad de inversión particular. El material no ha sido revisado por ningún organismo regulador en ninguna jurisdicción.

La información y las opiniones aquí presentadas han sido obtenidas o derivadas de fuentes que se consideran fiables y actuales; ahora bien, no podemos garantizar la exactitud ni la exhaustividad de las fuentes. No existe garantía de cumplimiento de ninguna de las predicciones realizadas. Las opiniones incluidas en el presente documento corresponden a la fecha indicada en el mismo y pueden variar sin previo aviso; dichas opiniones pueden diferir de las de otras sociedades y/o socios del grupo T. Rowe Price. El material no podrá ser copiado ni redistribuido, total o parcialmente, bajo ninguna circunstancia, sin la autorización de T. Rowe Price.

El material no está destinado a ser utilizado por personas de jurisdicciones que prohíben o restringen la distribución del mismo y, en ciertos países, el material se proporcionará unicamente tras la previa solicitud específica del material.

No está destinado para su distribución a inversores minoristas en ninguna jurisdicción.

Artículo anterior

Enero 2023 / INVESTMENT INSIGHTS

Global Impact Credit—Un año después
Siguiente artículo

Febrero 2023 / INVESTMENT INSIGHTS

¿Desinvertir o comprometerse a cumplir los compromisos climáticos?
202301-2638178
FONDO RELACIONADO
SICAV
Clase i
ISIN LU2377457952
Una cartera de doble mandato, gestionada activamente, que busca tanto la revalorización del capital a largo plazo como tener un efecto positivo en el medio ambiente y la sociedad, invirtiendo en empresas cuya actividad actual o futura se espera que genere un impacto positivo en uno de los tres pilares de impacto siguientes (“Pilares de impacto”):
  • Clima y recursos;
• Equidad social y calidad de vida;
e • Innovación y productividad sostenibles.

El fondo se clasifica con arreglo al artículo 9 del Reglamento sobre la divulgación de información relativa a la sostenibilidad en el sector de los servicios financieros (SFDR, por sus siglas en inglés).
Ver más...

Enero 2023 / INVESTMENT INSIGHTS

Global Impact Credit—Un año después

Global Impact Credit—Un año después

Global Impact Credit—Un año después

Reflexiones sobre un año de inversión de impacto y lo que está por venir

Por Matt Lawton

Matt Lawton Portfolio Manager, Global Impact Credit Strategy