Skip to main content
Skip to content

Diciembre 2023 / INVESTMENT INSIGHTS

Aprovechar las oportunidades en una nueva era para la renta variable mundial

Los datos apuntan a una nueva senda de equilibrio para los inversores en renta variable

Puntos clave

  • Tras un largo e inusual periodo de baja inflación y tipos de interés ultrabajos, nos encontramos ahora en una nueva senda de equilibrio. Una en la que la inflación se mantiene rígida y los tipos de interés son más altos. 
  • Estar en una senda diferente ofrecerá oportunidades diferentes en el futuro. Disponer de una definición amplia de crecimiento lo suficientemente flexible como para centrarse en nuevas áreas del mercado será clave.
  • Nuestro marco de inversión sigue centrado en la identificación de empresas de calidad en las que tenemos perspectivas de mejora de la rentabilidad económica en el futuro, pero no pagamos demasiado por ellas.

En 2023, los inversores han tenido que hacer frente a múltiples vientos en contra que podrían haberse combinado para hacer descarrilar los mercados de renta variable. Entre ellos, una crisis bancaria regional en Estados Unidos, una grave desaceleración en China y las guerras en Ucrania y Oriente Medio. A esto hay que añadir 500 puntos básicos de subidas acumuladas de los tipos de interés, una curva de rendimientos profundamente invertida y una letanía de otros indicadores económicos sombríos. Sin embargo, aunque ha habido episodios de volatilidad, los mercados de renta variable han resistido sorprendentemente bien. Las empresas tecnológicas de gran capitalización -en particular las llamadas Siete Magníficas (Apple, Microsoft, Alphabet, Amazon, NVIDIA, Meta Platforms y Tesla)- se han comportado aún mejor.

¿Qué hay detrás de esta aparente contradicción? En Estados Unidos, el crecimiento económico ha superado sistemáticamente las expectativas, alejando una recesión muy esperada. Tampoco hemos experimentado un ciclo crediticio "normal". En Estados Unidos, tanto las empresas como los consumidores han saldado su deuda en los últimos años a unos tipos de interés extremadamente bajos. La política fiscal, por su parte, ha reforzado la economía mediante el gasto en infraestructuras, en numerosos casos por consideraciones geopolíticas, y en medidas de estímulo para ayudar durante la pandemia del coronavirus. Los consumidores han cosechado los frutos de un mayor ahorro y de la aceleración de las ganancias salariales reales, al tiempo que se han asegurado unos tipos bajos en su mayor gasto: las hipotecas. En pocas palabras, las subidas de tipos de la Reserva Federal no han sido vinculantes y no han supuesto un obstáculo material para la economía. Cuánto durará esto es una cuestión totalmente distinta, pero es así como hemos llegado hasta aquí.

¿Un nuevo equilibrio para la renta variable?

Nuestra opinión es que estamos operando en un entorno diferente del que apoyó a la renta variable durante gran parte del periodo posterior a la crisis financiera mundial. La senda de equilibrio ha cambiado y los inversores en renta variable deben adaptarse. 

Entre la crisis financiera mundial y la pandemia de coronavirus, la senda de equilibrio era deflacionista: una inflación baja generaba una inflación aún más baja. Esto quedó demostrado en el sector energético, ya que el bajo coste del capital y la revolución tecnológica del fracking provocaron un aumento de las perforaciones y la venta de más petróleo a precios más bajos. Un ciclo de inflación más baja y tipos más bajos creó un bucle continuo de retroalimentación de abundancia. La dinámica no se limitó a la industria del petróleo y el gas. Se extendió a todos los sectores y economías y creó un paraíso para la inversión en crecimiento, especialmente para quienes invierten en duración.

El ciclo ha cambiado, y ahora parece que nos encontramos en una nueva senda de equilibrio. Una en la que vemos que la inflación se mantiene firme, a pesar de las recientes caídas, y en la que los tipos de interés se mantienen en niveles más altos durante más tiempo. La crisis financiera mundial nos llevó a una senda de inflación y tipos más bajos. Ahora, la pandemia, la respuesta de la política fiscal y los problemas de la cadena de suministro nos han llevado a esta nueva senda, que probablemente conducirá a un bucle continuo de retroalimentación de la escasez.

Una vez más, destacamos la industria del petróleo y el gas, donde a pesar de que los precios del petróleo han subido sólidamente desde el mínimo del verano de 2023, el número de plataformas en EE.UU. está cayendo. ¿Por qué? Porque el aumento de los costes de financiación, la escasez de mano de obra, el incremento de los costes de transporte, las presiones medioambientales, sociales y de gobernanza (ESG) y la consolidación del sector han elevado significativamente la curva de costes del petróleo. Esto exige que los precios del petróleo sean más altos para incentivar a las empresas a acelerar la perforación. 

Estas dinámicas preparan el terreno para que la inflación se mantenga pegajosa, junto con unos tipos de interés más altos, hasta que nos veamos sacudidos fuera de esta senda. Esto requeriría una recesión y un elevado desempleo, pero no se prevé a corto plazo. Dado que la Reserva Federal de EE.UU. es incapaz de crear un ciclo de crédito, pero también es poco probable que recorte agresivamente los tipos en vísperas de un año electoral, esperamos tipos a corto plazo más altos durante más tiempo hasta que el exceso de liquidez de la pandemia se retire del sistema.

/content/dam/gdx/pdfs/2023-q4/seize-the-opportunities-in-a-new-era-for-global-equities.pdf

Descargue el informe completo aquí:(PDF)

Información importante

Este material se proporciona únicamente a efectos informativos generales y/o de marketing. El material no constituye ni conlleva compromiso alguno de prestar asesoramiento de ninguna clase, incluido asesoramiento de inversión fiduciaria, ni tiene por objeto servir de base principal para una decisión de inversión. Se recomienda a los inversores potenciales que obtengan asesoramiento independiente de índole jurídica, financiera y fiscal antes de tomar cualquier decisión de invertir. El grupo de sociedades de T. Rowe Price, incluidas T. Rowe Price Associates, Inc. y/o sus filiales, reciben ingresos de los productos y servicios de inversión de T. Rowe Price. La rentabilidad pasada no es un indicador fiable de rendimiento futuro. El valor de una inversión y los ingresos que de ella se derivan pueden aumentar o disminuir. Los inversores podrían recuperar un importe inferior al invertido.

El material no constituye una distribución, oferta, invitación, recomendación o incitación general o personal para vender o comprar valores en cualquier jurisdicción o para llevar a cabo cualquier actividad de inversión particular. El material no ha sido revisado por ningún organismo regulador en ninguna jurisdicción.

La información y las opiniones aquí presentadas han sido obtenidas o derivadas de fuentes que se consideran fiables y actuales; ahora bien, no podemos garantizar la exactitud ni la exhaustividad de las fuentes. No existe garantía de cumplimiento de ninguna de las predicciones realizadas. Las opiniones incluidas en el presente documento corresponden a la fecha indicada en el mismo y pueden variar sin previo aviso; dichas opiniones pueden diferir de las de otras sociedades y/o socios del grupo T. Rowe Price. El material no podrá ser copiado ni redistribuido, total o parcialmente, bajo ninguna circunstancia, sin la autorización de T. Rowe Price.

El material no está destinado a ser utilizado por personas de jurisdicciones que prohíben o restringen la distribución del mismo y, en ciertos países, el material se proporcionará unicamente tras la previa solicitud específica del material.

No está destinado para su distribución a inversores minoristas en ninguna jurisdicción.

Artículo anterior

Diciembre 2023 / ASSET ALLOCATION VIEWPOINT

Asignación de activos global: El punto de vista de Europa
Siguiente artículo

Enero 2024 / VIDEO

Inteligencia Artificial: ¿La nueva electricidad?
202312-3234486

Diciembre 2023 / MARKET OUTLOOK

Expandiendo los límites de la renta variable

Expandiendo los límites de la renta variable

Expandiendo los límites de la renta variable...

La inteligencia artificial impulsará los valores tecnológicos, pero hay que estar...

Por Arif Husain, Justin Thomson & Sebastien Page

Por Arif Husain, Justin Thomson & Sebastien Page